Déjame adivinar: quieres crear un eBook chulo y bonito, como esos que te has descargado tantas veces. Los que hacen los expertos que sigues. Con una portada atractiva, con un contenido diferente. Tienes la idea clara pero no sabes como aterrizarla. No sabes como sacarla de tu cabeza y plasmarla en un producto completo, acabado. Y no tienes ni idea de como llevarlo hasta la gente.

No te preocupes. En realidad, no es tan complicado. Basta con que sigas estos 6 sencillos pasos.

1. Elige un tema

¿De qué vas a hablar? Dentro de tu rango de conocimientos hay temas más amplios y temas más concretos. Define cual vas a abarcar en tu publicación y cual va a ser tu enfoque. Hazlo siempre partiendo de dos premisas:

  1. ¿Qué le interesa a tu público? Piensa en las necesidades que tiene y como vas a ayudarle más o vas a cubrir esa demanda.
  2. ¿Cuáles son tus conocimientos? Es importante que tengas una idea clara de cuanto sabes sobre ese tema. Sin duda vas a necesitar realizar una parte de investigación, pero si es un tema que ya dominas te resultará mucho más sencillo estructurar tu contenido. Si no, tendrás que considerar un tiempo de aprendizaje sobre el asunto.

 

2. Estructura tu contenido

Una vez definido el tema del que va a tratar tu eBook, debes estructurar tu contenido.

Puedes hacerlo con lápiz y papel como se ha hecho toda la vida, o puedes utilizar herramientas digitales para ello. Yo, por ejemplo, utilizo siempre Evernote para esta tarea. Ahí creo una lista con todos los subtemas que voy a tratar en mi eBook, y luego les pongo un orden lógico. ¿Por dónde empiezo? ¿Qué viene después?

Si es un eBook didáctico, ve de lo más general (introducción, explicación general de conceptos, etc.) a lo más específico. Si tu texto es de ficción o es un ensayo, enfócalo como lo que es: una historia. Y las historias tienen su arco narrativo, siguiendo una línea ascendente que capta el interés y atrapa al lector hasta llegar al clímax. Respétalo.

3. Investiga

Ahora que ya tienes tu contenido estructurado, vas a tener que llenarlo. Pero antes de llenarlo tienes que asegurarte de que lo que vas a poner es correcto. Te toca investigar. ¿Qué herramientas puede utilizar el lector? ¿Qué datos duros existen que refuercen tus argumentos? ¿Cuál es la personalidad y los gustos de tus personajes? No importa de que trate tu libro, siempre requiere de una ardua tarea de investigación previa para que todo en él sea preciso, exacto y riguroso. Una buena labor de research te conecta con tu público y fortalece tu relato, enriqueciendo tu obra. Lo contrario lo desautoriza.

4. A escribir

Ya tienes la línea estructural de tu contenido y la información que te faltaba para fortalecerlo. Ha llegado la hora de darle vida. Ponte a escribir. Puedes hacerlo en Word o Evernote, o en programas de escritura de libros como Scrivener o similares. Personalmente soy más de crear en los primeros que en los segundos, que son más completos pero más complejos, porque puedo enfocarme en la escritura. Es cuestión de gustos y hábitos.

En el caso de que tu eBook sea un manual, probablemente además de escribir necesites complementarlo con pantallazos o ejemplos de lo que estás explicando. Si los necesitas para guiarte o armarlo ve tomándolos sobre la marcha. Si no, deja la generación de todo el contenido visual para el final. Te resultará más productivo escribir primero e ilustrar después, que ir saltando de una cosa a la otra.

5. Ponlo bonito

Cuando ya tengas todo tu contenido escrito, y todo el apoyo visual que necesita, será la hora de crear tu eBook como tal. De maquetarlo. De ponerlo bonito. Si tienes Mac, te recomiendo Keynote para esto. Es sencillo y te permite hacer cosas realmente vistosas a la hora de organizar tus textos e imágenes. Si no, puedes utilizar Adobe Indesign, Powerpoint, Word o cualquier otro programa similar. Como broche de oro, puedes crear tu portada en Canva o en Adobe Photoshop o Illustrator para darle un toque más vistoso, y combinar todo en un archivo PDF. Y tu eBook verá la luz.

6. Súbelo

Después de tanto esfuerzo, es importante que definas como va a estar accesible. Si es gratuito, de que forma la gente lo podrá descargar. Si es de pago, como puede comprarlo. Y para eso tienes que hacer dos cosas: armar tu embudo de conversión y llegar a tu público.

Lo ideal es crear una página de aterrizaje donde presentes el libro (con su portada, su título, quizá un extracto del primer capítulo o una pequeña probadita del interior), y expliques a la gente como conseguirlo de forma clara y evidente.

Si es de descarga, lo ideal es que haya un formulario donde los interesados puedan dejar sus datos y recibir el enlace de descarga en su mail. Esto lo puedes hacer muy fácilmente con herramientas de creación de landings como Wishpond, o con automatizaciones en programas de email marketing tipo Mailchimp. Mi recomendación es que pruebes y elijas lo que mejor te encaje.

Si es de venta, puede funcionarte muy bien Gumroad. Permite varios métodos de pago y tiene un manejo tremendamente intuitivo.

Por último, para llevar tu producto hasta el público, tendrás que armar tu campaña de difusión en redes sociales. Facebook Ads, Twitter Ads y similares pueden funcionarte realmente bien para esto. Yo he generado varios miles de descargas de mis contenidos a través de estos canales con inversiones realmente accesibles (desde 150-200€ al mes). Lo importante es definir la segmentación adecuada y diseñar tus anuncios de forma explícita y clara, para que quien llegue a tu página sepa bien que se va a encontrar ahí. Si necesitas ayuda con esto, no dudes en contactarme.

¡Y ya tienes tu eBook!

No ha sido tan terrible, ¿verdad? Este es el camino para crear un eBook sin morir en el intento. Sí, es un trabajo arduo que puede llevarte días o incluso semanas. Lo sé. Pero si lo realizas correctamente, crearás un producto diferente y de calidad dentro de un universo saturado de contenido mediocre. Y el beneficio de hacer algo así será enorme.

También puede interesarte...

Posted by jcarlossoto